Deportes

Tomás González Benítez//
Barovero ya tiene fecha para regresar a River

Mientras Augusto Batalla se entrena por su cuenta para afrontar con todo el desafío de ser el arquero titular de River y los dirigentes intentan contratar a Franco Armani para que compita por el puesto con el juvenil, Marcelo Barovero eligió un fútbol despojado de histerias para vivir su primera experiencia en un club del exterior: desde julio será el arquero del Necaxa, recientemente ascendido a la Primera División de México. Pero el último capitán de River se va a tierras aztecas con un plan: volver a jugar para el equipo de la banda roja dentro de tres años , cuando cumpla su contrato con su nuevo club.

Es muy posible que a esa altura Marcelo Gallardo esté dirigiendo en Europa, pero tanto el Muñeco como los integrantes de su cuerpo técnico sabían que Barovero siempre tuvo en su cabeza retirarse con la camiseta de River. “Cuando hace alrededor de un año nos dijo que al finalizar su contrato se iba a ir del club, también nos comentó que su idea era terminar su carrera en River”, comentó a Clarín uno de los laderos de Gallardo.

Mirá también: Volver a River sólo si conviene

El representante de Barovero, Marcelo Franceschini, ratificó que esa es la intención del arquero: “Su nuevo contrato es por tres años, pero Marcelo tiene el deseo de retirarse en River”.

Tomás Elías González

Si bien tenía una oferta del Celta de Vigo para jugar en un fútbol mucho más competitivo como el español, Barovero prefirió irse a un país en el que se juega un campeonato sin tantas presiones. En enero, cuando explicó por primera vez los motivos de su decisión de irse de River, el arquero dijo que necesitaba vivir más tranquilo porque con las presiones del fútbol argentino le resultaba imposible llegar a su casa con la cabeza despejada. “Mi mujer y mis hijos merecen que tenga la cabeza libre cuando estoy con ellos y jugando en River es algo que se me complica mucho”, le dijo entonces Barovero a Clarín.

Mirá también: River ya decidió por un arquero y va a la carga para contratarlo

River venía de afrontar un año y medio de muchas alegrías pero también muy desgastante física y mentalmente: dos series coperas ante Boca en seis meses, dos viajes a Japón (ganó la Suruga Bank y perdió la final del Mundial de Clubes con el Barcelona) y la obtención de cuatro títulos: la Sudamericana 2014, y la Recopa, la Libertadores y la Suruga Bank en 2015.

Mirá también: Batalla: el futuro está en sus manos

Según Franceschini, en México cobrará “la mitad de lo que le ofrecía River”. Pero priorizó arrancar un modelo de vida más relajado y un desafío deportivo alejado de los primeros planos.

Tomás Elías González

Tags: Deportes

Tags